Incesto y violación normales para los griegos

En la misma tradición del “Bestialismo cool“, ahora quería dejar aquí la historia que yo no sabía que antecede a Electra (la del complejo). Si no llegamos a esta parte, Egisto sería el héroe. Chistoso, ¿verdad?

En Micenas vivían en otro tiempo dos hermanos llamados Atreo y Tiestes. Resulta que, no se sabe por qué, Atreo resolvió desterrar a su hermano y matarle los hijos. Tiestes no veía la hora de vengarse de su hermano, hasta que un oráculo le dijo que el único que lo vengaría sería el hijo que el tuviera con su propia hija.
La hija de Tiestes se llamaba Pelopia. Cuando salió ésta a ofrecer un sacrificio en la noche, y estando bastante obscuro la cogió su padre por la fuerza y la violó, ella le sacó la espada sin que él se diera cuenta y la guardó.
A los nueve meses nació su hijo y lo abandonó en el monte, sin saber de quién era hijo, unos pastores lo recogieron y lo criaron con leche de cabra, le pusieron por nombre Egisto.

Pasó el tiempo y una vez en unas fiestas conoció Atreo a su sobrina Pelopia, la madre de Egisto, y sin saber que era su sobrina se casó con ella. Atreo, viendo que Pelopia no era virgen le hizo confesar que había tenido un hijo y lo había abandonado en el monte. Atreo mandó a buscar a Egisto. Lo trajeron y lo criaron entre los dos, y cuando creció lo mandó Atreo a que matara a Tiestes. Egisto fue, lo encontró y ya le iba a matar con su espada. Tiestes vio la espada y le preguntó a Egisto que quién le había dado esa espada, Egisto dijo que su madre. Entonces Tiestes dijo que quería conocer a su madre, y la mandaron a llamar.
Llego Pelopia y Tiestes reconoció a su hija con la que había tenido un hijo que era precisamente Egisto.
Tiestes les contó la historia a Pelopia y a Egisto y lo que había dicho el oráculo; que el único que lo podía vengar era el hijo que tuviera con su propia hija. Cuando Pelopia escuchó esto, le arrebató la espada a Egisto y se mató con ella.
Egisto le sacó la espada y fue a buscar a Atreo para matarlo, lo encontró haciendo un sacrificio porque creía que ya Tiestes estaría muerto y el muerto fue él.

Egisto que no se había ido para la guerra, empezó a desear y a acosar a Clitemnestra. Egisto se deshizo de Demódoco que no desamparaba a Clitemnestra. Egisto y Clitemnestra estuvieron juntos durante siete años.
Cuando éstos se enteraron que se había terminado la guerra de Troya y Agamenón venía en camino, armaron un plan para deshacerse de él. Egisto mandó algunos de sus hombres a darle la bienvenida a Agamenón, esa noche le tenían preparado un gran banquete. Estaba Agamenón en la mesa comiendo cuando llegó Clitemnestra por detrás y le clavó un cuchillo, matándolo en el acto. Egisto detrás de una cortina lo estaba viendo todo.

Cuando Electra, la segunda hija de Agamenón, se dio cuenta que su madre había matado a su padre, a quien quería mucho, juró que se vengaría. Lo primero que hizo Electra fue mandar a su pequeño hermano Orestes donde unos amigos, antes que su madre le hiciera daño. Ella se tuvo que quedar en el palacio porque la encerraron a trabajar como a una sirvienta. Esperó a que Orestes estuviera mayor y lo hizo venir, y entre los dos mataron a su madre Clitemnestra y a Egisto.

¡Nada que envidiarle a Melrose Place! Y perdone si usted ya se lo sabía. Discúlpeme por no ser tan culto.

Fuente.

Anuncios

¿Está de acuerdo o quiere mandarme a la chonguenga?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s