La izquierda en Reino Unido

Si Reino Unido en general está dando un ejemplo al mundo de cómo no se debe gobernar un país, el laborismo británico está protagonizando una farsa que debería servir de advertencia para todos aquellos en Europa y más allá que aspiran a que la izquierda imponga la solución a la creciente desigualdad en un sistema capitalista rampante, incapaz de cumplir su eterna promesa de que la prosperidad de los de arriba se filtrará a los de abajo.

(…)

Antes los votos de los diputados electos del partido eran decisivos en la elección del líder. Ahora un diputado es uno más. El cambio consistió en que los votos de todos los miembros del partido tendrían igual peso. Para hacerse miembro uno solo tenían que pagar tres libras, hoy 3,58 euros.

Tres cuartos de los que han hecho el desembolso son de la clase media; más de la mitad tiene un título universitario. No ofrecen una fiel imagen de la clase social que el laborismo, nacido del sindicalismo laboral, pretende representar. Más bien son el tipo de gente que lee el diario The Guardian, más próspera que la media, con un alto nivel educativo y presos de la necesidad de expiar su culpa por la buena fortuna que han tenido. Ellos fueron los que, por un margen arrollador, eligieron en septiembre a Corbyn, el candidato laborista que representa a la izquierda más pura y sin pecado.

Corbyn, que detesta más el pragmatismo electoral de Tony Blair que a los propios tories, es todo corazón. Nadie celebró más la victoria de Corbyn que un periodista de The Guardian, hoy convertido en su cerebro. Seumas Milne sigue inscrito en la plantilla de The Guardian pero es hoy el director de estrategia y comunicación del partido laborista. Una versión en caricatura del típico lector de The Guardian, Milne viene de una familia rica, fue a uno de los colegios privados más exclusivos de Inglaterra, estudió en la Universidad de Oxford y vive hoy en una casa con un valor de dos millones y medio de euros en un barrio exclusivo de la periferia londinense.

 

Por suerte el mundo queda tan lejos

 

Leer completo:

La Nueva Dictadura Británica

Anuncios

¿Está de acuerdo o quiere mandarme a la chonguenga?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s